• +53 7204 81 90

San Cristóbal

San Cristóbal: comida a la medida de la más pura cubanía

San Cristóbal: comida a la medida de la más pura cubanía

Hace tiempo que conozco a Carlos, desde los años emprendedores de Brasil. Desde hace mucho tiempo sé de su carácter audaz en la cocina y su amabilidad para lidiar con el público. Si bien su restaurante no es de los más mediáticos, realmente es uno de los más agradables de La Habana: San Cristóbal. Hace unos meses me invitaron a ese restaurante, era una salida ocasional entre amigos, y yo no me sentía muy bien. No quise ser descortés ni rechazar la invitación, hacía mucho que no celebrábamos y la distancia nos separaría pronto. Puedo decir que el ambiente, la decoración cubanísima y caribeña –un poco kitsch, pudiéramos decir-, comenzaron por mejorar mi estado de ánimo. Rápidamente sus jóvenes y profesionales meseros nos atendieron con la cortesía justa. En la carta nada seducía mi desecho estómago, entonces les pedí una sopita al estilo del hogar, como nos la haría nuestra familia un día de enfermedad. Después de explicarles mi situación, sin más dilaciones, me hicieron sopa para mí. No sería esta la única vez que nos antojamos de algo y en San Cristóbal nos satisfacen, igual nos sucedió una vez que queríamos probar tamal en cazuela y nos lo cocinaron solo para nosotros. Una vez la sopa en la mesa, tuve que recordar a mi abuela, su sazón, la cura para todas mis enfermedades. Por eso creí a ciencia cierta las impresiones que publicaran de la primera dama norteamericana sobre el parecido entre el plato que le sirvieron en San Cristóbal y la comida de su abuelo. La calidad de la comida en San Cristóbal no es tema de debate. El punto está en la calidez del trato, la amabilidad, en el hecho que para ser corteses y cordiales no miran si eres presidente o zapatero. Me consta que tratan a sus clientes sin distinciones, ese es el secreto para que siempre volvamos. Yo que no soy sabia ni mucho menos, hace varios días me preguntaban dónde comería el presidente norteamericano Barack Obama, después de mucho pensar y de hablarle de los lugares clásicos y tradicionales, le contesté a la periodista: “A San Cristóbal, estoy casi segura que irá a San Cristóbal”. Gricel Castaño Relacionista pública Grupo Excelencias

Descárgate la app Guía Excelencias Cuba

+1200 Restaurantes y bares
Gratis español, inglés y ruso

Síguenos en las redes sociales